Ahora que ya tengo 4 años trabajando y por lo tanto pagando impuestos, me pongo a analizar cuanto beneficio he recibido de todo ese dinero invertido, la conclusión es penosa. Por lo tanto acabo de unirme a la franquicia: “Debemos comenzar un nuevo Perú” (marca registrada), de hecho dicen que todos los jóvenes queremos cambiar el mundo, ¡al menos yo sí!

Por lo tanto, he decidido estrenar en mi blog el tag: “Nuevo Perú”, para descargar mis pensamientos y recibir feedback, y más adelante llevar estas ideas a propuestas formales.

Espero que todo vaya bien, que Dios nos ampare y nos coja confesados.

BendicioneS!